BIENVENIDOS

Este blog tiene como propósito compartir con mis alumnos y amigos ideas y artículos relacionadas con el mundo de la Religión, la Psicología, la Filosofía y la Educación.

jueves, 30 de mayo de 2013

31 de mayo: Día sin Fumar


Perjuicios por fumar tabaco y beneficios para la salud al dejar el hábito

Puntos clave

  • El humo de tabaco es dañino para los fumadores y para quienes no fuman.
  • Fumar cigarrillos causa muchos tipos de cáncer, como los cánceres de pulmón, de esófago, de laringe, boca, garganta, riñón, vejiga, páncreas, estómago y de cérvix, así como también leucemia mieloide aguda.
  • Dejar de fumar reduce los riesgos para la salud causados por la exposición al humo de tabaco.
  1. ¿Contiene el humo de tabaco sustancias químicas dañinas?


    Sí. El humo de tabaco contiene sustancias químicas que son dañinas tanto para los fumadores como para quienes no fuman. Respirar solo un poco de humo de tabaco puede ser perjudicial.
    Se sabe que de las 7 000 sustancias químicas presentes en el humo de tabaco, 250 son dañinas para la salud. Ejemplos de dichas sustancias son el cianuro de hidrógeno, el monóxido de carbono y el amoníaco.
    De las 250 sustancias químicas dañinas presentes en el humo de tabaco, al menos 69 causan cáncer. Estos carcinogénicos son:
    • arsénico
    • benceno
    • berilio (un metal tóxico)
    • 1,3-butadieno (un gas peligroso)
    • cadmio (un metal tóxico)
    • cromo (un elemento metálico)
    • óxido de etileno
    • níquel (un elemento metálico)
    • polonio-210 (un elemento químico radiactivo)
    • cloruro de vinilo
    Se sospecha que otras sustancias químicas tóxicas en el humo de tabaco causan cáncer, incluso las siguientes:
  2. ¿Cuáles son algunos de los problemas de salud causados por fumar?


    Fumar daña prácticamente todo órgano del cuerpo y disminuye la salud general de la persona. Millones de estadounidenses presentan problemas de salud por fumar.
    Fumar es una causa principal de cáncer y de muerte por cáncer. Dicho hábito causa cáncer de pulmón, de esófago, laringe, boca, garganta, riñón, vejiga, páncreas, estómago y de cérvix, así como también leucemia mieloide aguda.
    Asimismo, fumar causa enfermedades del corazón, apoplejía, aneurisma de la aorta (una hinchazón como globo en una arteria del tórax), enfermedad pulmonar obstructiva crónica(bronquitis crónica y enfisema), asma, fracturas de cadera y cataratas. Quienes fuman presentan un riesgo mayor de padecer neumonía y otras infecciones de las vías respiratorias.
    Las mujeres embarazadas que fuman corren un riesgo mayor de que sus bebés nazcan prematuramente o con peso anormalmente bajo. La mujer que fuma durante el embarazo o después de él aumenta el riesgo de que su bebé muera por síndrome de muerte infantil súbita. Los hombres que fuman tienen mayor riesgo de presentar disfunción eréctil.
    Se estima que cada año en Estados Unidos fumar cigarrillos y la exposición al humo de tabaco causan 440 000 muertes prematuras. De estas muertes, cerca de 40% son por el cáncer, 35% son por enfermedades cardíacas y por apoplejía, y 25% son por enfermedades pulmonares. Fumar es la causa principal de muertes prematuras y que pueden prevenirse en el país.
    Sin tomar en cuenta la edad, los fumadores pueden reducir considerablemente su riesgo de enfermedades, incluso de cáncer, al dejar el hábito.
  3. ¿Cuáles son los riesgos del humo de tabaco para quienes no fuman?


    El humo de tabaco en el ambiente (conocido también como tabaquismo de segunda mano, tabaquismo involuntario o pasivo) es la combinación del humo de la corriente “lateral o secundaria” (el humo que resulta de la combustión de un producto de tabaco) y el humo de la corriente “principal” (el humo que exhala el fumador). La Agencia de Protección Ambiental de EE. UU., el Programa Nacional de Toxicología de EE. UU., el Director General de Sanidad de EE. UU. y la Agencia Internacional de Investigación del Cáncer han clasificado al humo de tabaco en el ambiente como cancerígeno conocido (sustancia que causa cáncer) humano. Inhalar humo de tabaco en el ambiente causa cáncer en adultos que no fuman. En Estados Unidos, aproximadamente 3 000 muertes por cáncer de pulmón ocurren cada año entre adultos que no fuman causado por la exposición al humo de tabaco en el ambiente. El Director General de Sanidad estima que vivir con un fumador aumenta la posibilidad de cáncer de pulmón en quienes no fuman en 20% a 30%.
    El humo de tabaco en el ambiente causa enfermedades y muerte prematura en adultos no fumadores y en niños. Se estima que la exposición al humo de tabaco de segunda mano aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas en 25% a 30%. Asimismo, se piensa que dicha exposición causa más de 46 000 muertes por enfermedades cardíacas en Estados Unidos cada año. Las mujeres embarazadas expuestas al humo de tabaco en el ambiente tienen riesgo de que su bebé nazca con un peso bajo. Los niños expuestos al humo de tabaco en el ambiente tienen un alto riesgo de presentar síndrome de muerte infantil súbita, infecciones de oídos, resfríos, neumonía, bronquitis y de asma más grave. Igualmente, la exposición al humo de tabaco en el ambiente atrofia el crecimiento de los pulmones en los niños y hace que tosan, que tengan episodios de sibilancia y que sientan que les falta el aire.
    Para más información, lea la hoja informativa en inglés del Instituto Nacional del Cáncer (NCI):Secondhand Smoke and Cancer.

    Artículo completo disponible en http://www.cancer.gov/espanol/recursos/hojas-informativas/tabaco/dejar-de-fumar 
Publicar un comentario